Un estudio explica cómo la dieta occidental conduce a comer en exceso y a la obesidad


Más de dos de cada tres adultos en los Estados Unidos tienen sobrepeso u obesidad, con claras evidencias biomédicas y clínicas que sugieren que el consumo crónico de una “dieta occidental” (alimentos que contienen altos niveles de azúcares y grasas) es una de las principales causas. Según la revista Physiology & Behavior.

Una investigación realizada por científicos de la Universidad de California en Riverside muestra que el consumo crónico de una dieta occidental provoca sobrealimentación y obesidad debido a elevaciones en la “señalización endocanabinoide periférica”.

El sistema endocannabinoide se encuentra en todo el cuerpo del mamífero, incluyendo el cerebro y todos los órganos periféricos, y participa en el control de muchas funciones fisiológicas en el cuerpo, incluyendo la ingesta de alimentos, el equilibrio energético y la recompensa. Se compone de moléculas de señalización de lípidos llamadas endocannabinoides (entendido como el propio “cannabis natural” del cuerpo) que se unen a los receptores cannabinoides ubicados en las células de todo el cuerpo.

“Nuestra investigación muestra que dirigir los receptores de cannabinoides hacia la periferia con inhibidores farmacológicos que no llegan al cerebro puede ser un enfoque terapéutico seguro para el tratamiento de la sobrealimentación y la obesidad debidas a la dieta”, afirma Nicholas V. DiPatrizio, profesor asistente de medicina biomédica y director del proyecto. “Este acercamiento terapéutico tiene ventajas substanciales sobre drogas tradicionales que interaccionan con el cerebro y causan efectos secundarios psiquiátricos”.

El trabajo describe por primera vez que la sobrealimentación asociada con el consumo crónico de una dieta occidental es impulsada por una mejora en las señales endocannabinoides generadas en los órganos periféricos.

DiPatrizio y Donovan A. Argueta, coautor y doctorado en bioingeniería trabajaron con un modelo de ratón de obesidad inducida por la dieta occidental. Descubrieron que, en comparación con los ratones alimentados con una dieta baja en grasa y azúcares, los ratones alimentados con una dieta occidental durante 60 días ganaron rápidamente peso corporal y se convirtieron en obesos, mostrando “hiperfagia”. “Estas respuestas hiperfágicas a la dieta occidental se encontraron con niveles muy elevados de endocannabinoides en el intestino delgado y la circulación”, explica DiPatrizio.

DiPatrizio y Argueta advierten que se necesitan más investigaciones para identificar si mecanismos similares impulsan la obesidad en humanos. “Es importante destacar, sin embargo, que otros grupos de investigación han informado del aumento de los niveles circulantes de endocannabinoides en sujetos humanos obesos, lo que sugiere que este sistema también puede ser hiperactivo en la obesidad humana”, defiende DiPatrizio.

El estudio establece que el rimonabant, una droga que bloqueaba la señalización endocannabinoide en los receptores cannabinoides “funcionó bastante bien para reducir el peso corporal y mejorar los perfiles metabólicos, sin embargo, este fármaco no se limitó a la periferia y por lo tanto, condujo a graves efectos secundarios psiquiátricos, por lo que no fue aprobado por la FDA en los Estados Unidos”.

Los investigadores planean identificar los mecanismos críticos de la señalización endocannabinoide en la obesidad inducida por la dieta occidental, así como los posibles componentes dietéticos específicos en la dieta occidental (por ejemplo, sacarosa) que conducen a comer en exceso como resultado de niveles elevados de endocanbinoides periféricos.

Previous Las enfermeras de CyL manejan en su trabajo diario más de 156 medicamentos peligrosos
Next Novedades en ergonomia, nuevos calculadores del INSHT

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete